Agradecimiento a editorial Planeta de los talidomídicos españoles

    0
    199
    Resultado de búsqueda talidomida grünenthal Agradecimiento a editorial Planeta
    Agradecimiento de los talidomídicos a editorial Planeta por la publicación de La huella de una carta de la escritora Rosario Raro

    Agradecimiento a editorial Planeta de los talidomídicos españole. Agradecimiento extensivo de los miembros de AVITE y del Presidente de la Asociación, para las editoras Puri y Raquel y para Rosario Raro, la «plumilla» de Planeta y autora de La huella de una carta.

    Estimadas Puri y Raquel (editoras de Planeta) y Rosario:

    Nunca imaginé que aquel día que acabé rodando por los suelos (porque me falló la pierna ortopédica) y un gato merodeaba alrededor mío, porque me caí al suelo cuando acababa de encontrar una revista de Interviú tirada por los suelos, -allá por 1979- con un reportaje que iba en ella de un afectado inglés. Nunca imaginé que dicho reportaje iba a tener el recorrido que esta historia está teniendo con todas estas historias humanas, al fin y al cabo. Aquel reportaje me encendió una bombillita de todo lo que ha venido después.

    Agradecimiento a editorial Planeta de los talidomídicos españoles. Primero se cruzó en mi camino una revista Interviú tirada en el suelo y después una escritora, Rosario Raro y dos editoras Puri y Raquel

    Rosario Raro posando con una radio a válvulas. Foto Eva Galan.

    Agradecimiento de los talidomídicos a editorial Planeta. Primero se cruzó en mi camino una revista Interviú tirada en el suelo, y después una escritora, Rosario Raro y dos editoras Puri y Raquel que están amplificando la historia de la talidomida en España en su máxima extensión.

    Después de la revista Interviú llena de porquería tirada en el suelo, fue una cabina telefónica de monedas, la que se cruzó en mi camino, y que se chupaba los duros de peseta a una velocidad de vértigo. Una llamada a Londres para localizar al corresponsal de la revista en la capital británica de su Graciosa Majestad, que había escrito el reportaje, y que encima era de Murcia (de Tiñosa, se llamaba y se llama Paco Muñoz, y que por azares del destino, cuando trabaja en el Diario La Verdad de Murcia, había viajado a la capital británica de interprete con mi tío Tomas, de viaje de negocios). Así, toda una serie de acontecimientos y azares del destino, que nos han traído hasta nuestros días.

    Todo lo podéis ver resumido, en un corto en dos partes, que creo os gustará.

    Cortometraje Por estas y otras razones, partes 1 y 2

    Revista Interviú encontrada en una escombrera

    Para colmo, un buen día, apareció en nuestro camino lleno de piedras, una chica, Rosario, con un apellido muy raro, que encima se apellidaba Raro, y nos habló que estaba escribiendo una novela sobre todos estos dramas y tragedias. Pensamos, pensé, una “aprovechada más”.

    En principio, no le di mucha importancia, -y así se lo conté a mi Vicepresidente Rafa Basterrechea– porque cada vez que aparecemos en un medio de comunicación nacional, siempre aparecen de debajo de las piedras, multitud de aprovechados, que solo buscan su interés personal, y hasta a veces, el engaño. Pero al poco tiempo, vi y me di cuenta, de que esta chica iba en serio, con lo que me había contado, y tuve que meterme el rabo entre las piernas y morderme la lengua.

    Invitamos a Rosario al Casino de Murcia para darle la oportunidad de que nos entrevistase en primera persona y vino encantada. Ella quedó impactada y nosotros quedamos encantados y satisfechos por las entrevistas, como se recoge en los vídeos por capítulos que grabamos, y que están colgados en nuestra web www.avite.org

    Rosario en Murcia ya me adelantó -y supe guardar el secreto-, de que iba a donar un porcentaje de los derechos de autor de su novela, a nuestra causa, y en concreto a la Asociación AVITE. Con lo cual ya estaba demostrando su valía como persona, como escritora y que sus grandes dosis de sensibilidad, se desbordaban por encima de sus hombros.

    Todo esto está muy bien, pero si no hubiesen existido dos editoras de Planeta Puri y Raquel con el arrojo y el coraje de tirar hacia adelante y apostar fuerte por la historia y hacer que se publicase la novela, ahora no estaríamos hablando de La huella de una carta, de Rosario Raro, de la talidomida, ni agradeciendo nada de nada a sus editoras. Yo auguro un éxito asegurado y garantizado a la novela. Muchas gracias de corazón Puri y Raquel y a Rosario también, cada una en la parte que le toca.

    Comunicadores como Luis del Olmo, Iñaki Gabilondo, María Teresa Campos, Ana Rosa Quintana, Carlos Herrera o Jordi Évole, siempre pasaron y siguen pasando de la talidomida

    Vuestro coraje y arrojo, nunca lo tuvieron en su momento personajes del mundo de la comunicación como Luis del Olmo, Iñaki Gabilondo y en tiempos más cercanos, María Teresa Campos, Ana Rosa Quintana, Carlos Herrera o Jordi Évole y muchos más, sin ir más lejos. Y siempre, cuando me dirigía a ellos por carta o por teléfono, siempre pasaron olímpicamente de la talidomida. Por eso nuestro agradecimiento, mi agradecimiento es todavía mucho mayor y más sincero y vuestro mérito es aún mayor si cabe por permitir y propiciar la edición de la novela: GRACIAS, GRACIAS Y GRACIAS POR TIRAR ADELANTE CON ESTA HISTORIA, NUESTRAS HISTORIAS AL FIN Y AL CABO, DE TODOS Y CADA UNO DE NOSOTROS, EN LOS QUE NOS ESTAMOS VIENDO REFLEJADOS, A TRAVÉS DE TODOS Y CADA UNO DE LOS CAPÍTULOS DE LA HUELLA DE UNA CARTA.

    Yo le auguro a la novela por lo menos, una película a futuro o una serie de TV, sobre todo si nuestra historia a nivel político tiene un final feliz, entonces los gilipollas de los jerifaltes de las TV y de las productoras, si se acordaran de nosotros y correrán, con el único afán y fin de ganar audiencias, pero eso a nosotros, nos importará un pepino y un pimiento. Y lo importante será que quedé plasmado y reflejado en un medio audio visual la historia para la historia. Pero esto es solo una premonición mía, que ojalá se cumpla.

    Tuve la oportunidad de ser el primero en leer la novela, una vez terminada de escribir por Ro, –gracias a vosotras y a Rosario-, y es otro honor que me honra y os agradezco.

    Como dije el otro día en la entrevista de Julia Otero, con Rosario, me impresionó tanto la novela, por su realismo, que en muchísimos momentos, más que una novela de ficción, parecía un testimonio de hechos reales acaecidos. En multitud de ocasiones, mientras leía la novela, me he tenido que pellizcar la cara, para despertar y preguntarme a mí mismo, si los párrafos que estaba leyendo, habían sucedido en la realidad o en la ficción, sobre todo en muchas de las situaciones con el radiólogo Dr. Claus Knapp y su esposa, entre otras.

    Nos están llegando decenas de agradecimientos de los miembros desmembrados de AVITE, que os lo estoy haciendo llegar.

    A pesar de que hemos nacido mutilados, pero somos bien nacidos, porque somos muy agradecidos y nuestro agradecimiento es máximo hacia Planeta.

    Por ultimo un pequeño recuerdo para nuestro verdugo que no es otro que Orlanta (Grünenthal) con su Telamon (Talidomida), que en la obra aparecen con nombres ficticios, pero tienen un denominador común los 4 nombres: que llevan la T de tiranos.

    Y además, me pareció muy bien la decisión de no poner en este caso los nombres reales, porque estos desarmados, (la farmacéutica alemana Grünenthal) hubiera tenido incluso la tentación de meter una demanda judicial contra Planeta, como ya hicieron en su momento contra The Sunday Times en Reino Unido y haber propiciado un secuestro editorial judicial, durante meses o años. Y si esto hubiese ocurrido, incluso no hubiese podido salir el libro ni de la imprenta, hasta que hubiese habido una sentencia judicial en firme. Pero así Grünenthal se la ha tenido que envainar.

    Puri, Raquel (editoras de Planeta) y Rosario -plumilla de Planeta, en sentido coloquial-, autora de La huella de una carta, de nuevo nuestro agradecimiento sincero a las 3 en nombre de todos los que conformamos AVITE y en el mío propio personal.

    Un saludo.

    José Riquelme

    Pte. de AVITE.

     

    Resultado de búsqueda talidomida grünenthal Agradecimiento a editorial Planeta
    Agradecimiento a editorial Planeta de los talidomídicos españoles